El entrenador argentino de Copa Davis brindó una nota exclusiva a Tenis Zone en la que se refirió a la reciente serie -con derrota- ante Bélgica. Además, destacó la gigante figura de Leonardo Mayer, opinó de la final entre los belgas y Gran Bretaña y sobre el 2016 y más allá.

Atrás quedaron las épocas de La Legión Argentina, aquella de tenistas deslumbrantes como Guillermo Coria, David Nalbandian y Gastón Gaudio, entre otros grandes. El tenis argentino, no obstante, todavía fue impulsado unos años más hasta que el año pasado cayó en primera ronda ante Italia y tras 13 años en el Grupo Mundial luego de su regreso en 2001, peligró la permanencia.

Parecía el fin de una gran era, pero en 2015 la situación cambió: se renovó el capitán, que pasó a ser Daniel Orsanic en reemplazo del saliente Martín Jaite, y se renovó el equipo. Y Argentina resurgió, sorprendió al alcanzar las semifinales luego de superar  a Brasil -sufriendo- y a Serbia e ilusionó con la chance de volver a una final de Copa Davis.

Orsanic, el líder de este equipo argentino que le devolvió el alma al conjunto albiceleste, dialogó con Tenis Zone en su vuelta al país luego de la derrota en semifinales frente a Bélgica por 3 a 2, con la tranquilidad de haber realizado una buena temporada y la inquebrantable esperanza de mejorar en el futuro.

Daniel Orsanic, el capitán argentino. // Tenis Zone

Daniel Orsanic, el capitán del equipo argentino de Davis que cayó ante Bélgica.  // Tenis Zone

-Daniel, ¿qué balance hacés de la ajustada derrota con Bélgica?

-La serie fue como me la imaginaba, muy cerrada y pareja. Lamentablemente, Leo Mayer acumuló mucho cansancio tras haber disputado encuentros el viernes y el sábado, ambos con resultados victoriosos, y eso provocó su baja para el enfrentamiento contra [David] Goffin el domingo. Dimos todo lo que teníamos y debemos reconocer el mérito de Bélgica, que tuvo a un [Steve] Darcis en óptimas condiciones disputando encuentros tres días consecutivos. Los locales fueron justos ganadores.

-¿Qué te llevó a decidirte por Diego Schwartzman y no Charly Berlocq en el cuarto punto que no pudo jugar Mayer?

-Para esa serie, al igual que con Serbia, las opciones que manejé como segundo singlista fueron Schwartzman y [Federico] Delbonis, ya que [Carlos] Berlocq venía de una lesión, con pocos torneos jugados y escaso ritmo. Por eso le aclaramos antes de la serie que sólo lo considerábamos para el dobles. Ante la lesión de Leo, el reemplazante natural era Diego.

-¿Creés que se perdió una buena oportunidad de ganar por primera vez la Copa Davis?

-Para mí no se perdió una oportunidad, porque dimos todo lo que teníamos. Los jugadores obtuvieron resultados extraordinarios durante todo el torneo, por encima de su nivel. Duele muchísimo perder, pero cuando dejás todo, te preparás y trabajás bien, queda la sensación de tranquilidad de haber realizado todo lo que estaba al alcance.

-¿El público belga influyó y presionó a los jugadores argentinos?

-Los belgas fueron respetuosos, pero aún así muy ruidosos, lo que dificultaba la comunicación con los jugadores. De todos modos, se vivió un clima espectacular, típico de Copa Davis.

https://youtube.com/watch?v=Rc4V4FdFw9g

La participación argentina en el certamen tuvo una figura sobresaliente: Leonardo Mayer, quien regaló una de las imágenes más emocionantes del tenis argentino en esta competencia cuando tras 6 horas y 42 minutos de batalla ante el brasilero João Souza celebró, con el último resto de energía, a los saltos la dramática victoria.

-¿Qué tenés para decir del año de Mayer, que tuvo un grandísimo desempeño en la Davis y ganó ante Souza el partido más largo de la historia del torneo?

-A Leo lo único que hay que decirle es “gracias” y felicitarlo. Dio una muestra tan notable de nobleza y coraje que lo posiciona como ejemplo para los más chicos… Logró entusiasmar hasta a la gente que no es fanática del tenis y, a pesar de ser nuestro mejor singlista, siempre se comportó como un compañero más que ayudaba y colaboraba. Es una persona muy querible, ha sido un privilegio estar al lado de él.

Orsanic elogió a Leo Mayer. // Tenis Zone

Orsanic elogió a Leo Mayer. // Tenis Zone

Eliminados el equipo argentino y el australiano, la final la disputarán Bélgica, por primera vez en su historia, y Gran Bretaña, que se enfrentará a una oportunidad única, pues 79 años han pasado de la última vez que se consagró campeona.

-¿Qué expectativas tenés respecto a la inminente final entre Bélgica y Gran Bretaña?

-Siento mucha envidia por ambas selecciones, son merecidos finalistas, han jugado de gran manera sus series y merecen estar en la final. Va a ser peleada: Andy Murray es, sin dudas, el mejor jugador de toda la serie y será influyente y destacable su actitud si renuncia al Torneo de Maestros, que se juega en su país, para disputar la Davis. Bélgica tiene la localía y a David Goffin, que realizando un buen encuentro puede vencer al escocés. No veo un claro ganador.

Como el tiempo vuela, Orsanic no puede quedarse atrás. Así, ya piensa en el año que viene. Y también más allá.

-Tu contrato vence a fin de año, ¿tenés pensado renovar?

-No tuve reuniones formales con los dirigentes de la AAT (Asociación Argentina de Tenis) pero me han hecho saber que puedo continuar. Creo fervientemente en tener continuidad en un trabajo y tengo mucho ánimo para continuar e implementar mi línea de pensamiento en este equipo.

-Argentina disputará los octavos de final de la Copa Davis 2016 de visitante en territorio polaco, ¿cuál es tu expectativa respecto a ese encuentro?

-Será una serie muy complicada, ya que los europeos tienen un juego agresivo e implementarán una cancha rápida que beneficiará sus potentes servicios. Igual, aún falta mucho tiempo para esa serie, por ahora estamos cerrando el balance de este año.

El equipo de la Davis. // Vía Rosario

El equipo de la Davis. // Vía Rosario

-¿Pensás en Juan Martín del Potro para enfrentar a Polonia?

Nuestra intención es no apurar a nadie, Juan Martín desea volver a competir pero debe dar sus primeros pasos en un torneo del circuito. A medida que consiga continuidad, volverá a formar parte del equipo. Es remarcable el apoyo que nos dio durante todo el año. siempre estuvo junto al grupo acompañando y ayudando, eso es muy valorable.

-¿Juan Mónaco tendrá chances a futuro?

-Mónaco siempre tuvo oportunidades. No lo consideré en su mejor nivel a principios de 2015, por eso no fue convocado, y luego lamentablemente sufrió una lesión. Al igual que el resto de los jugadores argentinos del circuito, es tenido en cuenta para una convocatoria.

-Para terminar, ¿cómo ves el futuro del tenis argentino?

-Esta línea de pensamiento y de acción va a ayudar a que los chicos crezcan con una idea de lo que significa representar a un equipo nacional. Tenemos un programa denominado “Valores” en el cual remarcamos el respeto y la aceptación hacia el otro, sea jugador, entrenador, capitán, masajista o periodista. Generar hábitos de excelencia afuera de la cancha ayuda a que los chicos se conviertan en grandes jugadores.

https://youtube.com/watch?v=BMuKM2VJizA