El alicantino de 34 años habló con la prensa luego de un evento organizado por uno de sus patrocinadores de Madrid y habló de temas varios.

Para empezar, analizó su inestable comienzo de temporada ya que su equipo y él esperaban mejores resultados en esta primer parte del año. Sin embargo aguarda con ansias la gira sobre polvo de ladrillo donde sin duda alguna, es su mayor fortaleza. El Masters 1000 de Monte-Carlo es el torneo que da comienzo a la gira y David Ferrer espera jugar y sacar los mejores resultados. Según sus declaraciones, se siente confiado y con fuerza para revertir esta mala racha. La fuerza mental y su regularidad es lo que siempre mantuvo al español en ese pequeño grupo de elite, el TOP TEN.

Por otra parte, Ferrer estará compitiendo en los Juegos Olimpicos de Río en representación de su país y como todo jugador de alto rendimiento, esto es un reto. En la misma nota que tuvo con Radio Marca, el N° 8 del mundo defendió a Rafael Nadal por las acusaciones que recibió recientemente sobre un supuesto dopaje. “De lo único que puede dar positivo Nadal en un control es de Cheetos; que llegue una política sin tener ningún conocimiento sobre la causa y hable por hablar, es intolerable” sostuvo Ferrer.

Foto destacada: www.tennistopic.com