Seguinos en las redes

Del Potro batalló y se metió en semis

El argentino venció al alemán por 3-6, 6-3 y 6-4 en más de dos horas de partido.

Temáticas de esta nota:

Delpo a semis

Foto: Minuto1

Escrito por:

Nadie dijo que sería fácil. Juan Martín Del Potro tuvo que levantar un duro partido frente a Philipp Kohlschreiber para meterse en la semifinal del Masters de Indian Wells.

 

El encuentro fue parejo desde el primer punto de juego. El set inicial mostró a ambos con un bajo rendimiento en cuanto a sus respectivos servicios y esto favoreció claramente al alemán. Del Potro, que se amarra al servicio para tomar la iniciativa y conectar sus fuertes golpes, apenas mantuvo el primer saque en un 55%. Sumado al bajo porcentaje, el argentino estuvo por momentos errático y ganó apenas el 58% de los puntos jugados con el primer servicio y el 40% con el segundo. Amen de eso, el número ocho del mundo tuvo cinco oportunidades de quiebre de las cuales sólo concretó una. Kohlscheriber, por su lado, tuvo un primer set mucho más convincente. Se mostró más seguro en los peloteos del fondo de la cancha y aprovechó al 100% sus chances de quiebre: dos de dos. En 37 minutos de juego el primer set quedó en favor del alemán.

 

En el arranque del segundo parcial parecía que el partido se iría en dos parciales. Pero Juan Martín comenzó a agigantar su figura a partir de una leve mejora del servicio. El argentino tuvo cuatro aces y llevó el porcentaje de primeros saques a un 69% de los cuales ganaría el 82%. Pese a esa contundencia otorgó al número 37 del mundo una oportunidad de quiebre que pudo levantar. Kolshcreiber cedió dos puntos de break a Delpo y este tomó una para llevarse el parcial por 6-3 en 39 minutos. Casi igual que el primero, pero a la inversa.

 

Llegaba el set decisivo y cualquier cosa podía pasar. Era un partido muy parejo en el que un desajuste por parte de cualquiera inclinaría la cuestión en favor del rival. Los dos jugadores tuvieron un buen porcentaje de primeros saques (77% para Delpo y 70% para Philipp) y ganaron buena parte de esos puntos. La inestabilidad de ambos estuvo en los puntos disputados con el segundo. Ello sumado a algunos errores no forzados por ambas partes explican la gran cantidad de chances de quiebre que hubo en el tercer set. En total fueron 10, de las cuales 6 fueron para el argentino. Kohlschreiber no aprovechó ninguna de las cuatro que tuvo y Delpo se hizo tan sólo con una de esa media docena. Ese punto de inflexión daría el partido en favor de Juan Martín. El tercer parcial fue 6-4 en 53 minutos.

 

El argentino se clasificó así a su 55° semifinal como tenista profesional y a la 11° en un masters 1000. Se medirá ante Milos Raonic, otro gigante que viene en recupero y llega a esa instancia después de casi 10 meses. El historial entre estos dos está 2-1 en favor del canadiense, siendo el último recuerdo el año pasado en Delray Beach, cuando Raonic se impuso 6-3 y 7-6. El ganador irá contra el vencedor de Federer – Coric. Sin dudas, las semifinales de este Indian Wells están a la altura de lo previsto, aún con sus bajas y sorpresas. Un número uno del mundo, un talento en constante crecimiento, una gran reaparición y la confirmación de un grande que quiere seguir escalando. Esta última atribución es para Delpo, que partido a partido debe sacar cuentas y seguir sumando apuntando a los primeros puestos del ranking. Hoy a enfrentará al canadiense en busca de la final y de seguir por esa vía: la de ser cada vez más grande.

También te puede interesar...

Tomic y Nishioka, los campeones de la semana

El australiano y el japonés se dieron el gusto de festejar en el comienzo de la gira asiática. Además es la segunda vez en el año que dos jugadores que surgieron de la clasificación se consagraron a nivel ATP en la misma semana.

El 2018 de Djokovic

Luego de superar la lesión en el codo y afianzarse rápidamente en la elite del tenis una vez más, el serbio celebró anoche su segundo título de Grand Slam de la temporada.

El ocaso de David Ferrer

El español está, tal como afirmó él mismo, en sus últimos momentos en el circuito. Tanto la merma en su nivel y las lesiones que lo azotan lo demuestran. Anoche, comunicó que se despedirá en su tierra y que el Us Open fue su último torneo de Grand Slam.