La número 11 del mundo fue asaltada este martes en su casa y sufrió cortes en los dedos de su mano izquierda. Fue hospitalizada y operada con éxito.

Este martes 20 de noviembre no fue un día normal para el tenis. Es que a primeras horas de la mañana se conoció que la checa Petra Kvitova había sufrido una agresión por parte de ladrones mientras se encontraba en su casa, ubicada en la ciudad de Prostejov.

Se trata de una acción criminal casual y Petra está ahora en manos de los médicos“, habían señalado desde la Federación de Tenis de República Checa. Finalmente, fue operada con éxito tras casi cuatro horas.

Kvitova no podrá levantar peso durante los próximos tres meses y su mano izquierda deberá tener un cuidado especial hasta febrero. Horas antes de lo ocurrido, la tenista europea había confirmado su baja en la Copa Hopman por una lesión.

Foto destacada: @ElMundoDeportes