Roger Federer venció a Yuichi Sugita por 6-3; 6-1 en la primera ronda del ATP 500 de Halle y consiguió su victoria 1100 en el circuito.

En busca de su noveno tíulo en el torneo previo a Wimbledon, el Grand Slam que se desarrollará a partir de julio en el que buscará consagrarse por octava vez, el suizo empezó con el pie derecho: su victoria 1100 fue contundente y parece haber dejado atrás la derrota frente a Tommy Haas en su debut en Stuttgart.

Sólo 52 minutos le bastaron al actual número cinco del ráking mundial para derrotar al japónes, quien se ubica 61 puestos por debajo: el primer break del partido llegaría en el cuarto juego, en el que el suizo pasaría al frente para ponerse 3-1. Esto le permitiría a Federer tomar ritmo y confianza para mantener su servicio tras un 40-o. El único break del primer set sería lo que llevaría a Roger a adueñarse del primer parcial.

Ya en el segundo set el japonés no pudo aprovechar las oportunidades para mantener su saque, y el suizo consiguió un quiebre tempranero en lo que fue el game más largo del partido. Tras este juego Federer desplegó la soltura a la que nos tiene acostumbrados, al igual que gran parte del primer set, y de esta manera consiguió tres quiebres consecutivos para superar rápidamente a Sugita, quien intentó reaccionar: consiguió un quiebre cuando estaba 5-0, pero Roger sirvió posteriormente para cerrar el aplastante 6-3 y 6-1 que representa su victoria 1100.

De esta manera Federer se ubica segundo entre los históricos tenistas con más partidos ganados en el circuito, por debajo de Jimmy Connors, quien cosechó 1250 victorias, y sobre Iván Lendl, quien alcanzó las 1068.

En segunda ronda, el suizo se medirá ante el alemán Mischa Zverev, quien accedió a dicha instancia tras vencer a Lukas Lacko por doble 6-4.

Por: Franco Ezequiel Raimo Lugo

Twitter: @EzeRaimo

Foto: www.atpworldtour.com