El estadounidense opinó sobre el tenis actual, y sobre el Abierto de Australia en particular, donde este año asistirá como comentarista. Además, contó sus impresiones sobre el futuro de Rafel Nadal y de Roger Federer.

El siempre polémico John McEnroe, palabra autorizada en el mundo del tenis, habló de todo en una entrevista brindada a al diario español El Mundo. En primer lugar se refirió al Abierto de Australia, torneo al que asistirá como comentarista para el canal Eurosport y que no le sentó tan bien en su etapa como jugador profesional.

“Para mí, el Abierto de Australia siempre fue un torneo… extraño, digamos extraño”, confesó. Es que fue uno de los Grand Slam que nunca pudo conquistar (el otro fue Roland Garros), e incluso no pudo llegar a disputar siquiera una final. Además, disputando dicho certamen en el año 1990 fue cuando se convirtió en el primer jugador profesional en ser descalificado de un torneo, luego de que el juez del cotejo le diera por ganado el partido al sueco Mikael Pernfors luego de tres advertencias realizadas al norteamericano por conducta inapropiada.

En cuanto a la edición de este año del Grand Slam oceánico, McEnroe dijo no encontrar a un candidato con concretas posibilidades de quedarse con el título. Puede ser la oportunidad para un outsider, alguien inesperado. Al llegar tan pronto, sin mucho tiempo para prepararse, Australia siempre ofrece oportunidades a aquellos que enganchen la racha, que hayan hecho una gran pretemporada”, analizó. Tengo muchas, muchas ganas de ver a Murray en Australia. Llegar a la cima con 29 años, habiendo compartido generación con Djokovic, Nadal y Federer, debe ser para él una sensación insuperable. Ahora va a sentir la presión y, a la vez, la complacencia. Podría tensarse o relajarse, podría dejar de ganar. Va a ser interesante ver cómo lo afronta”, comentó.

En referencia a dos de los mejores jugadores de los últimos tiempos, Roger Federer y Rafael Nadal, el ganador de 7 Grand Slam confesó que veo mucho mejor al español, al cual ve con más posibilidades de quedarse con un torneo grande. Puede ser que (Nadal) gane (un Grand Slam), aunque lo tendrá difícil. Ha perdido su ventaja física, pero en Roland Garros, donde su golpeo se beneficia de la superficie y el calor, es muy posible. Dependerá mucho de las lesiones, de si puede recuperar las sensaciones y, sobre todo, la confianza. Lo veo más cerca que Roger, puntualizó.

Consultado acerca de la actualidad del suizo, McEnroe dijo no verlo con grandes posibilidades luego del largo parate que las lesiones lo obligaron a tomarse. No lo veo ganando otro grande, la verdad. Hace años ya dije algo parecido. Para mí él y Nadal pueden ser los dos mayores tenistas de todos los tiempos, pero a Roger le costará mucho volver después de un parón tan largo. No lo imagino venciendo siete partidos contra rivales de mucho nivel. Seguirá entrenando duro y volverá a hacerlo bien, sobre todo en Wimbledon, pero no sé”, manifestó.

Por otro lado, se le preguntó si los tenistas de la actualidad necesitan tener más temperamento, y su respuesta fue muy interesante. Ellos no sé, pero el juego necesita más emoción, sin duda. En mis tiempos todos mostrábamos nuestra personalidad y la gente así podía apoyarnos u odiarnos. Por eso salíamos en las portadas. Luego vinieron las reglas y el juego se volvió más encorsetado, menos excitante. El tenis hoy no es tan cool y necesita más márketing”, opinó.

Para finalizar, dio su parecer acerca del tenis de Estados Unidos, al cual hoy en día le están faltando grandes representantes masculinos. “Cuando se retiren Federer y Nadal y baje el foco en Europa, se volverá a necesitar del mercado en Estados Unidos. Yo deseo que aparezca pronto un jugador con talento y personalidad, mucha personalidad, finalizó.

Foto destacada: The Courier Mail