Categorías: Grand Slam US Open

Victoria incómoda de Serena Williams

La número uno del mundo venció por 7-6 y 6-3 a Kiki Bertens, proveniente de la clasificación y así logró su pasaje a la tercera ronda del US Open, donde chocará con su compatriota Bethanie Mattek-Sands. Cansada, molesta, fastidiosa. Errática y lejos de su mejor nivel. Esa fue la imagen que dejó Serena Williams en […]

Temáticas de la nota:

,
3780

Escrito por:

La número uno del mundo venció por 7-6 y 6-3 a Kiki Bertens, proveniente de la clasificación y así logró su pasaje a la tercera ronda del US Open, donde chocará con su compatriota Bethanie Mattek-Sands.

Cansada, molesta, fastidiosa. Errática y lejos de su mejor nivel. Esa fue la imagen que dejó Serena Williams en la ajustada victoria sobre Bertens, 110 del ranking mundial y muy inferior a la estadounidense.

Casi una hora de puro sufrimiento. Asi se podría resumir como vivió el primer set la número uno del mundo. No dominó con sus golpes, no fue ofensiva y se vio maniatada por el juego de su rival, que solo tenía que poner la pelota en juego para complicarla. Problemas en el saque (ocho doble faltas) y muchos errores (26, contra trece winners) fueron la demostración de que Serena no estaba en un buen día.

3780

El desahogo de Serena Williams que no jugó un buen partido

Bertens logró quebrar su servicio rápidamente y se adelantó 5-4 con el saque para el set. Pero no lo pudo mantener. Así llegaron al tie-break, donde la holandesa estuvo nuevamente arriba en el marcador, pero no pudo contra la experiencia de Williams, que lo cerró por 7-5, en 57 minutos.

Si bien siguió lejos de su mejor nivel en el segundo parcial, Serena logró bajar la cantidad de errores y pudo encaminarse a quedarse con el partido sin complicaciones. Quebró el saque de su rival en tres oportunidades, contra uno de Bertens y cerró el parcial 6-3 en 35 minutos. Fue fundamental el primer servicio, con un alto porcentaje de 92% de puntos ganados.

Fue 7-6 (5) y 6-3. El resultado refleja un encuentro sencillo, pero el trámite fue todo lo contrario. Sin embargo, es habitual ver a Williams con dificultades a lo largo de los torneos grandes. El calor y la humedad pueden ser los responsables. Pero para poder frenarla van a necesitar un rival mucho más fuerte que eso. Porque la estadounidense sigue en camino para quedarse con el US Open y completar el tan ansiado Grand Slam.

Autor:

También te puede interesar...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.